sábado, 12 de abril de 2008

Alcoianes d'abans

Durante el curso 2002-2003, los alumnos del IES Andreu Sempere tuvieron como tarea escolar la de llevar a clase fotografías familiares anteriores a 1940. Parece que el resultado fue bastante exitoso y finalmente se realizó una exposición con una selección de las imágenes aportadas por los estudiantes, las cuales tenían como denominador común el hecho de que en ellas aparecían mujeres alcoyanas. De esta exposición se hizo un pequeñísimo catálogo, el cual es el objeto de estas líneas.
Raramente soy tan rotundo en cuanto a mi opinión, pero en este caso y sintiéndolo mucho, la verdad es que el resultado es totalmente decepcionante. En las pocas hojas que cuenta el catálogo, apenas aparecen unas sesenta y tantas fotografías (que son muchas, para el poco espacio con el que se cuenta), en la mayoría de las cuales salen principalmente señoras, unas más feas y otras más guapas, posando delante de la cámara. Tal vez pueda salvarse alguna que otra fotografía que hay al final del catálogo con paisaje urbano o con grupos, que encima, para colmo de males, no sabemos ni quien son ni donde están ni en que fecha decidieron retratarse para la posteridad; al menos podrían haber puesto los pies de las fotografías.
¿Qué nos aporta esto? Desde mi punto de vista, absolutamente nada, pero nada de nada. Como tarea escolar no está mal, pero desde luego no me parece demasiado digno de aparecer en la lista de bibliografía alcoyana más relevante. El año anterior por lo menos el tema era interesante (El hospital sueco-noruego, ya comentado en otra entrada), aunque el catálogo contara con poquísima información, pero este...
En resumen, que a pesar de contar con el patrocinio del Arxiu Municipal d'Alcoi y la colaboración del CAEHA, ambas instituciones avaladas por sus diferentes e interesantes publicaciones, el resultado es pobre y sin ningún tipo de interés, a menos que alguna de las mujeres aparecidas en las fotos sean tu madre, tu abuela o cualquier otro miembro de tu familia.

1 comentario:

Alvar Fáñez dijo...

Uffff! Estoy contigo. No me gusta nada este tipo de historiografía, que a fin de cuentas no aporta nada y que acaba cayendo en un elitismo de "familias importantes" del que ya conocemos algunos casos.